1. Página de inicio
  2. Medioambiente
  3. Indígenas

Ottawa financiará iniciativas de conservación dirigidas por indígenas

Paisaje del norte canadiense.

La financiación ayudará a proteger especies en peligro como el caribú de Peary, la grulla trompetera, el oso polar y el glotón, además de unas 300 especies de aves, la mayoría migratorias.

Foto: Simon D'Amours Productions

RCI

El primer ministro Justin Trudeau anunció un financiamiento de 800 millones de dólares en siete años para grandes proyectos de conservación dirigidos por indígenas. Estos proyectos abarcarán casi un millón de kilómetros cuadrados de territorio.

Las comunidades han sido claras: proteger las tierras y las aguas ayudará a construir un futuro sólido para las futuras generaciones. Como gobierno, nuestro papel es escuchar y apoyar esa visión.
Una cita de Justin Trudeau, primer ministro de Canadá.

El Primer Ministro hizo el anuncio en Montreal, que acoge la 15ª Conferencia de las Partes en el Convenio sobre la Diversidad Biológica, también conocida como COP15.

Los cuatro proyectos en las provincias de Ontario, Columbia Británica y los Territorios del Noroeste y Nunavut, que serán financiados a partir del año que viene tienen por objeto conservar la tierra y proteger las vías navegables costeras e interiores.

Trudeau afirmó que la iniciativa ayudará a Canadá a alcanzar su objetivo de conservar el 25% de las tierras y aguas canadienses para 2025, y el 30% para 2030.

El proyecto será financiado con la ayuda de Project Finance for Permanence, PFP, o Proyecto de financiamiento para la permanencia, un modelo de financiación que canaliza las contribuciones de las comunidades indígenas, de todos los niveles de gobierno y la comunidad filantrópica para proporcionar protección a largo plazo a la tierra y el agua.

El gobierno federal aún no ha explicado cómo se financiarán los proyectos a través de la iniciativa PFP.

Biorregión de la plataforma septentrional de Columbia Británica

En el Mar del Gran Oso, en la costa de Columbia Británica, la iniciativa apoyará a un grupo que representa a 17 Primeras Naciones que trabajan para proteger la Biorregión de la Plataforma Norte, que incluye una serie de islas, costas rocosas y fiordos profundos.

Ottawa afirmó que esa franja oceánica, que ha sido el hogar de los pueblos indígenas desde hace miles de años, ayuda a reducir las emisiones de gases de efecto invernadero mediante la captura de carbono.

La región también alberga ballenas jorobadas migratorias y es zona de alimentación de ballenas y orcas residentes del norte. También alberga una población en recuperación de nutrias marinas, bosques de algas marinas y arrecifes sensibles.

Un grupo de focas.

Las focas son una de las especies que serán protegidas mediante el financiamiento de proyectos de conservación dirigidos por indígenas.

Foto: Radio-Canada / Vincent Bonnay

La tundra y el bosque taiga-boreal de los Territorios del Noroeste

En los Territorios del Noroeste, la financiación será destinada a una asociación de 30 grupos indígenas que trabajan para proteger los bosques boreales, los ríos y otras tierras.

Además de su flora y fauna únicas, la región alberga tundra y bosques taiga-boreales que, según el gobierno federal, permanecen intactos en un 90%.

La financiación ayudará a proteger especies en peligro como el caribú de Peary, la grulla trompetera, el oso polar y el glotón, además de unas 300 especies de aves, la mayoría migratorias.

Qikiqtani, Nunavut

La tercera zona que está siendo protegida se encuentra en Qikiqtani, la región más septentrional de Nunavut, lugar donde se encuentran hábitats sensibles para mamíferos marinos, aves y peces.

La región alberga focas anilladas, belugas, morsas, osos polares y aves migratorias. En mar abierto, las ballenas utilizan las aguas para parir sus ballenatos.

A lo largo de la costa, los bordes del hielo marino contienen abundante plancton, copépodos, bacalao ártico y otros peces que constituyen una parte importante de suministro regional de alimentos.

Bahía James, Ontario

En el extremo norte de Ontario, la iniciativa financiará actividades de conservación y protección en el oeste de la Bahía de James, el sur de la bahía de Hudson y las tierras bajas de la Bahía de Hudson.

Los indígenas omushkego cree dirigirán los esfuerzos para preservar el tercer humedal más grande del mundo y la segunda turbera más grande en América del Norte.

La zona alberga la subpoblación más meridional de osos polares, caribúes boreales, morsas y más de 200 especies de aves, como patos, gansos de las nieves, gaviotas, cisnes y correlimos.

Fuente: CBC / P. Zimonjic

Adaptación: RCI / R. Valencia

Titulares