1. Página de inicio
  2. Economía
  3. Mercado inmobilario

Viviendas: Concejal de Toronto pedirá impuesto de especulación para inversores

Une affiche devant une maison à vendre à Toronto.

De acuerdo con la Junta Regional de Bienes Raíces de Toronto, el precio promedio de todos los tipos de vivienda combinados ha aumentado 21,7% en un año, hasta 1,16 millones de dólares.

Foto: La Presse canadienne / Evan Buhler

RCI

Mientras los precios de las propiedades se disparan en Ontario, un concejal de Toronto presentará una moción para pedir al gobierno provincial que imponga un impuesto de especulación, con el objetivo de "enfríar" este movido mercado.

Mike Colle, quien representa la circunscripción de Eglinton-Lawrence, dijo a CBC News que presentará la moción cuando el concejo municipal se reúna este mes.

Piden 1,3 millones de dólares para una primera vivienda en Toronto. Esto es una locura, aseguró Colle. Estoy pidiendo a la provincia que vea en la propuesta una forma de desacelerar las cosas y garantizar que la gente razonable, con ingresos razonables, tengan acceso a tener una casa.

De acuerdo con la Junta Regional de Bienes Raíces de Toronto, el precio promedio de todos los tipos de vivienda combinados ha aumentado 21,7% en un año, hasta 1,16 millones de dólares.

CBC reportó recientemente que son los inversionistas los que representan el segmento más amplio de compradores de casas en Ontario, lo que se traduce en que 25% de las casas están siendo compradas por inversores que especulan que los precios solo seguirán subiendo.

Le conseiller municipal Mike Colle à l'extérieur devant son bureau.

El concejal municipal, Mike Colle, pedirá al gobierno provincial introducir un impuesto que ayude a frenar el alza de precios de las viviendas en Ontario

Foto: CBC/Farrah Merali

Es por ello que Colle está pidiendo al gobierno de Ontario que imponga este impuesto de especulación en la venta de casas que no son consideradas como principales para disuadir a los especuladores.

No sería la primera vez que un impuesto de este tipo se introduce en Ontario. El gobierno de Bill Davis lo impuso en los setenta para enfriar el mercado inmobiliario provincial.

Mientras algunos expertos aseguran que la provincia necesita atender los costos elevados, que han superado con creces los ingresos de los particulares, también advierten que un impuesto de este tipo podría tener un impacto agresivo. Dos medidas claves: la tasa del impuesto y cómo éste es presentado.

Otros especialistas aseveran que éste podría afectar el mercado y que cualquier medida para disuadir a los inversores podrían tener consecuencias inesperadas.

Ontario ya cuenta con un impuesto de especulación de no residentes del 15%, que grava las compras residenciales en la región de Greater Golden Horseshoe por parte de no ciudadanos, residentes permanentes de Canadá y corporaciones extranjeras.

Colle no especifica la tasa del impuesto propuesto, pero pide que sea una medida más amplia que también se aplique a los inversores domésticos que compran múltiples casas, y que tratan al mercado de viviendas como una materia prima tipo bitcoin.

Estamos hablando de personas que están comprando e intercambiando casas y condos solo para tener ingresos, explicó Colle. Son personas que, esencialmente, están acelerando el mercado en Toronto… Hay otros factores pero éste es que el quiero que el gobierno provincial atienda, agregó.

No debería ser prioridad

El Banco de Canadá reconoció recientemente, por primera vez, que un flujo de inversores es un contribuyente de los aumentos rápidos en los precios de las viviendas.

Hay consecuencias en el otro lado si simplemente permite que el precio de un activo supere ampliamente lo que justifica el ingreso y el empleo, dijo Robert Kavcic, economista senior de BMO Capital Markets.

Kavcic realizó un reporte este año en el que pidió a los hacedores de políticas actuar inmediatamente ante el alza de los precios del mercado inmobiliario en todo el país. En el reporte se incluyeron una serie de recomendaciones, entre las que destaca una para el banco central: aumentar las tasas de interés.

También estaba entre las recomendaciones la imposición de un tributo por especulación.

Para Kavcic, un impuesto a la especulación podría ciertamente enfriar el mercado, pero no sería para él la prioridad.

Advertimos que la tasa del impuesto importa y mucho. El periodo por el que se aplique también. Si es deducible de las ganancias de capital y otros aspectos, son factores que importan y mucho, dijo.

Realmente hay que ser muy cautelosos en como se aplica la medida, porque puede ser muy agresiva y tener un gran impacto en el mercado, agregó.

Lo que ocurrió en 1974

Bob Aaron recuerda el impacto del impuesto en los setenta. Tenía pocos años de graduado de la escuela de derecho cuando el gobierno de David introdujo un impuesto por especulación de 50% en la compra de todas las viviendas no residenciales. Luego fue rebajado a 20% y luego eliminado por completo.

Fue el 9 de abril de 1974. El peor día de mi carrera, dijo Aaron, quien recuerda que recibió un sinfín de llamadas al día siguiente. Compradores que trataban de abandonar sus compras y vendedores que querían asegurarse que el negocio seguía.

Hubo  años de litigación después. Hubo mucha molestia cuando la gente vio que el valor de sus viviendas se había evaporado en solo una noche.

Cualquier impuesto similar generaría un quiebre en el mercado y consecuencias a largo plazo para los propietarios de viviendas, aseguró Aaron, tal como lo vio en 1974.

Creo que lo que Mike Colle quiere hacer es derogar la ley de la oferta y la demanda. No conozco ninguna legislatura en el país que sea capaz de hacer eso.

Aaron también duda de lo efectivo que un impuesto de este tipo pueda ser en el largo plazo. Esta preocupación también la tiene Murtaza Haider, un profesor de ciencia de datos y administrador de bienes raíces de la Universidad Ryerson.

Haider aseguró que podría haber también consecuencias inesperadas, siendo una de los principales temores la eliminación de una gran cantidad de viviendas para alquilar que son propiedad de inversionistas.

Solventamos entonces el problema por un periodo de 12 a 18 meses, pero generamos un gran problema para quienes alquilan, dijo.

Lo que realmente se debe hacer es inundar el mercado con nuevas viviendas, de tal manera que las presiones en los precios desciendan. Otra medida más allá de esa solo será una curita para tratar de esconder el problema, explicó.

El ministro de Finanzas de Ontario dijo a CBC News que no especula en políticas impositivas, agregando que ya existe un impuesto de especulación para los no residentes.

Fuente : CBC News | Adaptación MGA.

Titulares