1. Página de inicio
  2. Política
  3. Indígenas

Primera Nación de Columbia Británica invita al papa Francisco a Kamloops

La cheffe de la Première Nation Tk'emlúps te Secwépemc, Rosanne Casimir, lors de la révélation du rapport de l’enquête préliminaire menée par la communauté Tk'emlúps te Secwe̓pemc autour de l’ancien pensionnat pour Autochtones à Kamloops.

La jefa de la Primera Nación Tk'emlúps te Secwépemc Rosanne Casimir, pidió nuevamente acciones concretas para ayudar en el proceso de reconciliación.

Foto: La Presse canadienne / Darryl Dyck

RCI

La Primera Nación Tk ̓emlúps te Secwépemc invitó al papa Francisco a Kamloops, Columbia Británica, donde 215 tumbas sin identificar fueron halladas cerca de una antigua escuela residencial, el primero de varios hallazgos que se produjeron en Canadá.

La petición de esta comunidad indígena fue hecha después del anuncio del Vaticano de que el papa Francisco está listo para visitar el país. Aún no se sabe la fecha de la visita.

De concretarse el viaje del papa se daría un momento histórico para los sobrevivientes de esta comunidad, que aún viven las consecuencias del terrible descubrimiento de los niños desaparecidos, escribió la jefa Rosanne Casimir en un comunicado.

La comunidad Tk ̓emlúps destaca que son necesarios resarcimientos financieros legales y morales hacia los sobrevivientes y pidió al Vaticano gestos concretos en favor de la sanación.

La visita del papa, sin acción concreta, con el único objetivo de la reconciliación, ignora esta cruda verdad, destacó la jefa Rosanne Casimir.

Tres acciones son exigidas por esta Primera Nación canadiense:

  • El reconocimiento de su rol directo en los “horribles abusos cometidos en contra de los niños indígenas a través del sistema de las escuelas residenciales”;
  • El compartir todos los documentos e informaciones relativas a las escuelas residenciales, así como una recaudación de fondos para los sobrevivientes;
  • Que el papa Francisco se disculpe, en nombre de la Iglesia Católica, ante los sobrevivientes, sus familias y ante las comunidades afectadas por los malos tratos que los niños de las Primeras Naciones, los Inuits y los Métis sufrieron en estas escuelas dirigidas por la Iglesia Católica.

Según indicó la Primera Nación, para cumplir con el elemento de la verdad citado en los esfuerzos de reconciliación, debe reconocerse el verdadero rol de la Iglesia Católica en la muerte de los niños que estuvieron bajo su cuidado.

El pasado 18 de octubre el primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, presentó sus disculpas, en persona, ante esta comunidad, en un encuentro que fue calificado como "agridulce" por parte de la jefa Rosanne Casimir.

La Primera Nación también pidió al gobierno federal siete acciones concretas para lograr la reconciliación:

  • Crear un lugar permanente de conmemoración para honrar la memoria de los residentes.
  • Restaurar los establecimientos existentes y construir nuevos establecimientos dedicados a la preservación de la comunidad, en particular mediante la enseñanza de su cultura.
  • Implementar una nueva relación fiscal basada en los ingresos generados por la tierra.
  • Reconocer los títulos indígenas.
  • Proteger los derechos indígenas a la tierra, el agua, la caza y la pesca.
  • Que tome nota de los avances relacionados con la reconciliación en el Día Nacional de la Verdad y la Reconciliación, que se celebra el 30 de septiembre.

Fuente: Radio-Canada | Adaptación MGA

Titulares