1. Página de inicio
  2. Justicia
  3. Indígenas

Indígenas en Quebec recogen historias sobre la esterilización forzada

Una madre inuit y sus dos niños.

La historia de la esterilización forzada de las mujeres indígenas es otro capítulo de la historia colonial de Canadá que comienza a ser revelado.

Foto: Radio-Canada

RCI

Cansadas de esperar que el gobierno de la provincia de Quebec reconozca las denuncias de esterilización forzada, un grupo de investigadoras indígenas, grupos de mujeres, proveedores de cuidados de salud y otras personas más decidieron recoger testimonios de mujeres de las Primeras Naciones e inuit para documentar esa práctica en esta provincia.

El estudio está encabezado por la Cátedra de Investigación sobre Cuestiones de la Mujer Indígena de la Universidad de Quebec en Abitibi-Témiscamingue, dirigida por la profesora Suzy Basile.

En 2018, el gobierno de la provincia de Quebec se negó a participar en un grupo de trabajo federal que examinaba la esterilización forzada de las mujeres indígenas en Canadá.

Nos pareció esencial elaborar un retrato de la situación para entenderla mejor y medir sus impactos, dijo Basile en una declaración de prensa.

Las responsables de esta iniciativa esperan animar a más personas a presentarse y dar su testimonio hasta mediados de octubre. Ellas se encuentran recogiendo desde mayo las historias de las víctimas, sus familiares y trabajadores de salud.

La práctica de la esterilización forzada o impuesta fue documentada en otras provincias canadienses, como Columbia Británica, Alberta y Saskatchewan, pero hay una flagrante falta de datos relevantes en Quebec, según el grupo.

Cuando se quiere cambiar algo y se quiere hacer lo correcto hay que reconocer primero el mal que se ha hecho, dijo Marjolaine Sioui, directora general de la Comisión de Salud y Servicios Sociales de las Primeras Naciones de Quebec y Labrador, uno de los grupos que participan en la investigación.

Estos procedimientos médicos tenían como objetivo frenar la natalidad de las Primeras Naciones y estas decisiones, tristemente irrevocables, fueron impuestas en contra de los valores de las mujeres indígenas.
Marjolaine Sioui, directora general de la Comisión de Salud y Servicios Sociales de las Primeras Naciones de Quebec y Labrador.
Marjolaine Sioui, directora general de la Comisión de Salud y Servicios Sociales de las Primeras Naciones de Quebec y Labrador.

Marjolaine Sioui, directora general de la Comisión de Salud y Servicios Sociales de las Primeras Naciones de Quebec y Labrador.

Foto: Photo courtoisie

Mujeres cree participan en la iniciativa

El término esterilización forzada se refiere a la práctica de esterilizar a una persona sin su debido e informado consentimiento, y a veces sin ni siquiera informarle de lo ocurrido, explicó Stella Masty Bearskin, ex presidenta de la Asociación de Mujeres Cree de Eeyou Istchee, otra de las socias del proyecto de investigación.

Ellas eran operadas por alguna otra razón, pero al mismo tiempo les ligaba las trompas. Eso era algo que ellas no habían pedido. Después se preguntaban por qué no podían tener más hijos.
Masty Bearskin.

Bearskin dijo que también quieren saber de cualquier hombre que sospeche que pueda haber sido víctima de este tipo de operaciones, ya que también han escuchado historias de escuelas residenciales que esterilizaban a los jóvenes.

Otros socios del proyecto de investigación son el Consejo de Mujeres Elegidas de la Asamblea de las Primeras Naciones de Quebec-Labrador (AFNQL), las Mujeres Indígenas de Quebec y los Consejos de Salud de Cree y Nunavik.

En el caso de las mujeres cree, las organizadoras han contratado a dos entrevistadoras que están recogiendo testimonios en cree o en inglés. También produjeron un vídeo sobre el esfuerzo de investigación.

Se propone una demanda colectiva

Alberta y Columbia Británica son las dos únicas provincias canadienses que promulgaron leyes que permitían la esterilización desde los años 1930 hasta principios de los 1970, pero los expertos afirman que esa práctica se llevó a cabo en todo Canadá de manera informal, y hay algunos informes que indican que todavía continúa llevándose a cabo.

Ante este cuadro, se lanzó la propuesta de demanda colectiva multiprovincial en relación con varios casos documentados, algunos tan recientes como en 2018.

Quienes están detrás del estudio centrado en Quebec dicen que podrían unirse a esa acción legal colectiva o lanzar su propia demanda una vez que se recojan e investiguen los testimonios sobre la esterilización forzada en la provincia.

Espero que se rompa el muro de silencio, porque por fin se escuchará a las mujeres. La investigación ofrecerá un retrato de lo que algunas de estas mujeres han sufrido en los hospitales, y hará que por fin se conozca la verdad.
Marjolaine Sioui, directora general de la Comisión de Salud y Servicios Sociales de las Primeras Naciones de Quebec y Labrador.

Fuente: CBC / S. Bell / RCI / Adaptación RV

Titulares