1. Página de inicio
  2. Internacional
  3. Salud pública

Estados Unidos decide mantener cerrada su frontera con Canadá

Frontera de Estados Unidos con Canadá.

Frontera de Estados Unidos con Canadá.

Foto: La Presse canadienne / Ryan Remiorz

RCI

La frontera terrestre de Estados Unidos con Canadá permanecerá cerrada a los viajes no esenciales hasta al menos el 21 de agosto, según una orden de renovación de la orden emitida por el gobierno estadounidense este 21 de julio.

En un aviso publicado en el Registro Federal de EE.UU., el gobierno estadounidense afirmó que, aunque las tasas de vacunación han mejorado, la apertura de la frontera terrestre a los viajes no esenciales sigue suponiendo un riesgo demasiado grande.

Dado el brote y la continua transmisión y propagación del Covid-19 dentro de los Estados Unidos y a nivel mundial, el Secretario ha determinado que el riesgo de transmisión y propagación continua del virus asociado al Covid-19 entre los Estados Unidos y Canadá representa una amenaza específica continua para la vida humana o los intereses nacionales, dice el aviso del gobierno estadounidense.

La nueva extensión de la prohibición expira un minuto antes de la medianoche del próximo 21 de agosto.

El Departamento estadounidense de Seguridad Nacional emitió un comunicado que ofrecía pocas explicaciones adicionales.

Para disminuir la propagación del Covid-19, incluyendo la variante delta, Estados Unidos está extendiendo las restricciones a los viajes no esenciales en nuestros cruces terrestres y de transbordador con Canadá y México hasta el 21 de agosto, mientras se asegura el flujo continuo del comercio y los viajes esenciales, escribió el portavoz del Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos (DHS por sus siglas en inglés), Angelo Fernández Hernández.

El DHS está en contacto constante con sus homólogos canadienses y mexicanos para identificar las condiciones bajo las cuales las restricciones pueden ser flexibilizadas de forma segura y sostenible, dice el comunicado.

Esta orden estadounidense se produce pocos días después de que el gobierno canadiense anunció que abrirá su frontera terrestre a los ciudadanos estadounidenses totalmente vacunados a partir del 9 de agosto y a los viajeros totalmente vacunados provenientes de otros países el 7 de septiembre.

Una línea en el suelo marca la frontera entre Estados Unidos y Canadá.

Estados Unidos mantendrá cerrada su frontera terrestre con Canadá para los viajes no esenciales hasta por lo menos el 21 de agosto.

Foto: La Presse canadienne / Paul Chiasson

Canadá no cambiará su plan fronterizo

En declaraciones a la prensa este 21 de julio, el ministro canadiense de Seguridad Pública, Bill Blair, dijo que ha estado trabajando estrechamente con el secretario de Seguridad Nacional de Estados Unidos, Alejandro Mayorkas, quien le informó del plan del gobierno estadounidense de mantener su frontera terrestre cerrada a los viajes no esenciales.

Hay una serie de consideraciones que sé que el gobierno estadounidense está llevando evaluando actualmente con respecto a sus fronteras y ese trabajo continuará, dijo Blair, destacando que la política estadounidense no afectará la decisión de Canadá de abrir su frontera el próximo mes.

Nuestra responsabilidad, por supuesto, es velar por los intereses de los canadienses y seguir el consejo de nuestros funcionarios de salud pública. Eso es precisamente lo que hemos hecho.
Bill Blair, ministro canadiense de Seguridad Pública.

Perrin Beatty, presidente de la Cámara de Comercio de Canadá, criticó duramente la decisión del gobierno estadounidense y la falta de coordinación con la medida de Canadá de abrir su frontera terrestre a los estadounidenses totalmente vacunados y que se sometan a una prueba PCR a partir del 9 de agosto.

La decisión estadounidense va en contra de la ciencia y de los datos de salud pública más recientes, dijo Beatty, instando al gobierno canadiense a presionar a Washington para que cambie de opinión. Es difícil ver cómo el permitir que los canadienses totalmente vacunados entren en Estados Unidos supone una amenaza para la salud pública cuando los viajes dentro de Estados Unidos no están restringidos.

Beatty dijo que las tasas de vacunación son más altas en Canadá que en EE.UU. y que las tasas de infección son más bajas. También señaló que EE.UU. ha adoptado normas diferentes para los que vuelan a EE.UU. y los que quieren ingresar manejando por tierra.

Brian Higgins habla en la Cámara de Representantes.

Brian Higgins es un representante demócrata en el Congreso de Estados Unidos por el estado de Nueva York.

Foto: Associated Press / Archives

Protestas en Estados Unidos

Al sur de la frontera, el congresista demócrata Brian Higgins dijo estar furioso ante el anuncio hecho por su propio gobierno.

Desde hace meses, las personas y los negocios a lo largo de la frontera han sido afectados negativamente mes tras mes, manteniendo la esperanza de que la frontera se reabra, dijo Higgins, que representa un distrito en el estado de Nueva York que incluye Buffalo y las Cataratas del Niágara.

La decisión de hoy de la administración Biden perjudica la recuperación económica y daña a las familias en toda la frontera norte de Estados Unidos; esto es completamente innecesario.
Brian Higgins, congresista demócrata estadounidense.

Higgins dijo que mantener la frontera terrestre de Estados Unidos cerrada a los viajes no esenciales es ilógico dado el éxito de las vacunas y es también contraproducente, ya que pone a Estados Unidos en desventaja dada la decisión de Canadá de dar la bienvenida a los estadounidenses vacunados a partir del 9 de agosto.

La congresista republicana Elise Stefanik, cuyo distrito incluye comunidades fronterizas del norte del estado de Nueva York, como Plattsburgh y Massena, calificó de equivocada la decisión de mantener cerrada la frontera terrestre.

El fracaso del presidente Biden en la reapertura de la frontera norte, especialmente teniendo en cuenta la reciente decisión de Canadá de reabrir su frontera a los viajeros estadounidenses totalmente vacunados en agosto, es absoluta e inequívocamente inaceptable, dijo Stefanik.

Este fracaso de la Administración Biden en la reapertura de nuestra frontera norte es devastador para las familias, las empresas y las comunidades del norte del país, que tenían la esperanza de que Estados Unidos responda con reciprocidad la decisión de Canadá de restablecer los viajes a través de la frontera.

Stefanik pidió a sus colegas legisladores que apoyen su proyecto de Ley de Restablecimiento de los Viajes por la Frontera Norte que presentó el mes pasado y que ampliaría la lista de personas autorizadas a cruzar la frontera para que se incluyan a los miembros de familia y a los dueños de propiedades.

Fuente: CBC / E. Thompson / RCI / Adaptación RV

Titulares